¿Qué es el Cloud Computing?

La computación en la nube es la entrega de diferentes servicios a través de Internet. Estos recursos incluyen herramientas y aplicaciones como almacenamiento de datos, servidores, bases de datos, redes y software.

En lugar de mantener los archivos en un disco duro de propiedad exclusiva o en un dispositivo de almacenamiento local, el almacenamiento basado en la nube permite guardarlos en una base de datos remota. Siempre que un dispositivo electrónico tenga acceso a la web, tendrá acceso a los datos y a los programas de software para ejecutarlo.

La computación en nube es una opción popular para las personas y las empresas por una serie de razones, entre las que se incluyen el ahorro de costes, el aumento de la productividad, la velocidad y la eficiencia, el rendimiento y la seguridad.

Comprensión del Cloud Computing

El cloud computing se denomina así porque la información a la que se accede se encuentra de forma remota en la nube o en un espacio virtual. Las empresas que proporcionan servicios cloud permiten a los usuarios almacenar archivos y aplicaciones en servidores remotos y, a continuación, acceder a todos los datos a través de Internet. Esto significa que no es necesario que el usuario esté en un lugar específico para acceder a él, lo que le permite trabajar de forma remota.

La computación en la nube elimina todo el trabajo pesado que implica el procesamiento y la compresión de datos del dispositivo en el que se lleva a todas partes o en el que se sienta y trabaja. También traslada todo ese trabajo a enormes clusters informáticos en el ciberespacio. Internet se convierte en la nube, y voilà: sus datos, trabajo y aplicaciones están disponibles desde cualquier dispositivo con el que pueda conectarse a Internet, en cualquier parte del mundo.

El cloud computing puede ser tanto público como privado. Los servicios públicos en la nube proporcionan sus servicios a través de Internet a cambio de una tarifa. Los servicios privados en la nube, por otro lado, sólo proporcionan servicios a un cierto número de personas. Estos servicios son un sistema de redes que suministran servicios alojados. También existe una opción híbrida, que combina elementos de los servicios públicos y privados.

La computación en la nube en resumen:

  • La computación en nube es la entrega de diferentes servicios a través de Internet, incluyendo almacenamiento de datos, servidores, bases de datos, redes y software.
  • El almacenamiento basado en la nube permite guardar archivos en una base de datos remota y recuperarlos bajo demanda.
  • Los servicios pueden ser tanto públicos como privados: los servicios públicos se prestan en línea a cambio de una tarifa, mientras que los servicios privados se alojan en una red para clientes específicos.

Tipos de servicios cloud

Independientemente del tipo de servicio, los servicios de cloud computing proporcionan a los usuarios una serie de funciones, entre las que se incluyen:

  • Correo electrónico
  • Almacenamiento, copias de seguridad y recuperación de datos
  • Creación y prueba de aplicaciones
  • Análisis de datos
  • Transmisión de audio y vídeo
  • Entrega de software bajo demanda

La computación en nube sigue siendo un servicio bastante nuevo, pero está siendo utilizado por un número de organizaciones diferentes, desde grandes corporaciones hasta pequeñas empresas, desde organizaciones sin fines de lucro hasta agencias gubernamentales, e incluso consumidores individuales.

Modelos de implementación

Hay varios tipos de nubes, cada una de las cuales es diferente de las otras. Las nubes públicas ofrecen sus servicios en servidores y almacenamiento en Internet. Estos son operados por terceras empresas, que manejan y controlan todo el hardware, el software y la infraestructura general. Los clientes acceden a los servicios a través de cuentas a las que puede acceder cualquier persona.

Las nubes privadas están reservadas para una clientela específica, generalmente una empresa u organización. El centro de servicios de datos de la empresa puede albergar el servicio de computación en nube. Muchos servicios de cloud computing privado se prestan en una red privada.

Las nubes híbridas son, como su nombre indica, una combinación de servicios públicos y privados. Este tipo de modelo permite al usuario más flexibilidad y ayuda a optimizar la infraestructura y la seguridad del usuario.

Las formas más recientes de servicios de computación en nube incluyen la nube comunitaria, la gran nube de datos y la multi-nube.

Tipos de Cloud Computing

La computación en nube no es una sola pieza de tecnología como un microchip o un teléfono móvil. Más bien, es un sistema compuesto principalmente de tres servicios: software como servicio (SaaS), infraestructura como servicio (IaaaS) y plataforma como servicio (PaaS).

  • Software-as-a-service (SaaS) implica la licencia de una aplicación de software para los clientes. Por lo general, las licencias se otorgan a través de un modelo de pago por uso o bajo demanda. Este tipo de sistema se puede encontrar en Microsoft Office’s 365.
  • La infraestructura como servicio (IaaaS) implica un método para entregar todo, desde sistemas operativos hasta servidores y almacenamiento a través de conectividad basada en IP como parte de un servicio bajo demanda. Los clientes pueden evitar la necesidad de comprar software o servidores, y en su lugar adquirir estos recursos en un servicio subcontratado y bajo demanda. Ejemplos populares del sistema IaaaS incluyen IBM Cloud y Microsoft Azure.
  • La Plataforma como servicio (PaaS) se considera la más compleja de las tres capas del cloud computing. PaaS comparte algunas similitudes con SaaS, siendo la principal diferencia que en lugar de entregar software en línea, es en realidad una plataforma para crear software que se entrega a través de Internet. Este modelo incluye plataformas como Force.com y Heroku.

Ventajas del Cloud Computing

El software basado en la nube ofrece a las empresas de todos los sectores una serie de ventajas, incluida la posibilidad de utilizar software desde cualquier dispositivo, ya sea a través de una aplicación nativa o un navegador. Como resultado, los usuarios pueden llevar sus archivos y configuraciones a otros dispositivos de forma totalmente transparente.

La computación en nube es mucho más que simplemente acceder a archivos en múltiples dispositivos. Gracias a los servicios de cloud computing, los usuarios pueden consultar su correo electrónico en cualquier ordenador e incluso almacenar archivos utilizando servicios como Dropbox y Google Drive. Los servicios de Cloud Computing también permiten a los usuarios realizar copias de seguridad de su música, archivos y fotos, lo que garantiza que esos archivos estén disponibles de inmediato en caso de que se produzca un fallo en el disco duro.

También ofrece a las grandes empresas un enorme potencial de ahorro de costes. Antes de que la nube se convirtiera en una alternativa viable, las empresas debían adquirir, construir y mantener una costosa tecnología e infraestructura de gestión de la información. Las empresas pueden intercambiar costosos centros de servidores y departamentos de TI por conexiones rápidas a Internet, donde los empleados interactúan con la nube en línea para completar sus tareas.

La estructura en nube permite a las personas ahorrar espacio de almacenamiento en sus ordenadores de sobremesa o portátiles. También permite a los usuarios actualizar el software más rápidamente porque las empresas de software pueden ofrecer sus productos a través de la web en lugar de a través de métodos más tradicionales y tangibles que incluyen discos o unidades flash. Por ejemplo, los clientes de Adobe pueden acceder a las aplicaciones de su Creative Suite a través de una suscripción basada en Internet. Esto permite a los usuarios descargar nuevas versiones y correcciones en sus programas fácilmente.

Desventajas de la nube

Con toda la velocidad, eficiencia e innovación que conlleva el cloud computing, existen, naturalmente, riesgos.

La seguridad siempre ha sido una gran preocupación con la nube, especialmente cuando se trata de registros médicos sensibles e información financiera. Aunque la normativa obliga a los servicios de cloud computing a reforzar sus medidas de seguridad y cumplimiento, sigue siendo un problema permanente. El cifrado protege la información vital, pero si se pierde la clave de cifrado, los datos desaparecen.

Los servidores mantenidos por compañías de computación en nube también pueden ser víctimas de desastres naturales, errores internos y cortes de energía. El alcance geográfico del cloud computing es bidireccional: Un apagón en Barcelona podría paralizar a los usuarios en Londres, y una empresa en Berlín podría perder sus datos si algo hace que su proveedor con sede en  Madrid se colapse.

Como con cualquier tecnología, hay una curva de aprendizaje tanto para los empleados como para los gerentes. Pero con muchas personas que acceden y manipulan la información a través de un único portal, los errores involuntarios pueden transferirse a través de todo un sistema.

El mundo de los negocios

Las empresas pueden utilizar el cloud computing de diferentes maneras. Algunos usuarios mantienen todas las aplicaciones y datos en la nube, mientras que otros utilizan un modelo híbrido, manteniendo ciertas aplicaciones y datos en servidores privados y otros en la nube.

A la hora de prestar servicios, los grandes actores en el ámbito de la informática corporativa son:

  • Google Cloud
  • Amazon Web Services (AWS)
  • Microsoft Azure
  • IBM Cloud
  • Aliyun

Amazon Web Services es 100% público e incluye un modelo de pago por uso, subcontratado. Una vez que estés en la plataforma, puedes registrarte para obtener aplicaciones y servicios adicionales. Microsoft Azure permite a los clientes mantener algunos datos en sus propios sitios. Mientras tanto, Aliyun es una filial del Grupo Alibaba.

¿Qué es La Nube (Cloud Computing)?

También te puede interesar: