“Antidisturbios”,la nueva serie de policías atrapados en la violencia

Antidisturbios, policías atrapados en la violencia

© Jose Haro/Moviestar Plus/Caballo Films

Creada y Producida por Rodrigo Sorogoyen, una figura emergente en el cine español, Antidisturbios es una miniserie sin aliento sobre la vida cotidiana de un equipo de policías antidisturbios. Una sus intervenciones se convierten en drama, y cuestiona inteligentemente un tema candente.

Cuando la policía llegó, se esperaba que llegaran por una multitud, que había venido en solidaridad, que se negó a abandonar las instalaciones. Al darse cuenta rápidamente de que ellos solos no serán capaces de manejar la situación, el jefe de brigada pide refuerzos que nunca llegarán. Los espíritus se calientan y estalla un movimiento de multitudes, en el que un joven senegalés, atrapado en la policía, se apresura a huir. Se sube a la barandilla del balcón del edificio, pero pierde el equilibrio. Se cae y muere.

Una mirada llena de matices

En un contexto social y político tenso -inmigración, terrorismo, referéndum catalán- el caso es explosivo. Se confía a la policía de asuntos internos que inicialmente los exoneró antes de encontrar un video comprometedor. Abandonado por su jerarquía, la brigada se convierte en el conveniente chivo expiatorio de una serie de averías. Esto sin contar con la terquedad de uno de los investigadores, Laia, decidido a sacar a la vista una verdad mucho más turbia y compleja de lo que uno podría imaginar.

En un tema candente, el de la violencia policial, Rodrigo Sorogoyen consigue casarse inteligentemente con el thriller con la crónica íntima de la vida cotidiana de estos policías y trae una mirada en matices. Al embarcarnos, cámara a su lado, nos enfrenta tanto a la extrema dificultad de su tarea como a la violencia, a menudo excesiva, de su respuesta. Además de la calidad formal de su producción e interpretación, esta miniserie de seis episodios nunca olvida ampliar su mirada y cuestionar la responsabilidad de un país necesitado de autoridad, plagado de corrupción y la carrera por los beneficios, de los cuales la policía sólo son sirvientes obedientes.

 

0 0 votes
Puntuación de la entrada
Subscribe
Notify of
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
A %d blogueros les gusta esto: